Skip to main content

Aunque resulte paradójico, la pregunta de cómo transportar una moto de una ciudad a otra no es tan sencilla como parece. Mudanzas, viajes, reparaciones… Son muchos los escenarios que requieren de soluciones alternativas que nos permitan movilizar nuestras motos de a otros lugares.

Si no tienes claro cómo hacerlo, te contamos las mejores opciones y algunos consejos para transportar tu moto sin peligro.

Las mejores formar de transportar tu moto a otra ciudad

Las mejores formar de transportar tu moto a otra ciudad

4 trucos para transportar una moto en furgoneta

Una de las formas de transporte más utilizadas son las furgonetas. Aquí podemos elegir entre dos alternativas: conducir nosotros mismos la furgoneta donde llevaremos la moto, o contratar una empresa especializada en este tipo de transporte.

Así puedes transportar tu moto a otra ciudad

Si eres de los que prefieres hacer el trabajo tú mismo, deberás asegurarte de que la furgoneta esté categorizada como vehículo de transporte, ya que la cabina deberá estar provista de una zona de carga habilitada para transportar mercancía y una rejilla de protección que separe la zona de los asientos del resto.

Te recomendamos que sigas los siguientes consejos si vas utilizar una furgoneta como vehículo de transporte:

  • Protege las zonas más frágiles de tu moto. Lo ideal es que tu moto esté tan bien asegurada que no llegue al chocar con las paredes de la furgoneta, pero siempre se recomienda que se preste especial atención a zonas delicadas, como los espejos retrovisores, los puños o el carenado, protegiéndolos con un material acolchado. Así evitarás arañazos u otros daños si la moto roza contra las paredes de la furgoneta.
  • Procura vaciar los depósitos de la moto para evitar que se derramen líquidos en la furgoneta, especialmente la gasolina.
  • Asegura al máximo tu moto con correas y cinchas. Llevar la moto mal anclada puede resultar fatal en un accidente.
  • Conduce con suavidad. Llevarás un peso adicional en en vehículo que tendrás que tener muy en cuenta a la hora girar o frenar. Sé prudente y recuerda dejar suficiente distancia de seguridad con el resto de vehículos de la vía.

En cuanto al permiso de conducción, no necesitarás uno especial, podrás conducir la furgoneta de alquiler con tu permiso B. Eso sí, deberás asegurarte de llevar contigo tanto la documentación de la furgoneta como la de tu moto.

Otra opción más cómoda es contratar a una empresa especializada en el transporte de motos. El precio de trasladar una moto, por ejemplo, de Barcelona a Madrid, suele oscilar entre los 100€ y 200€ aproximadamente.

Además, si tu moto tiene KOMOBI instalado, podrás estar tranquilo y saber dónde se encuentra en todo momento mientras la transportan.

Cómo llevar una moto en una furgoneta

Cómo llevar una moto en una furgoneta

 

Las claves para llevar tu moto en un remolque

Muchos también optan por utilizar un remolque para trasladar sus motos.

Dependiendo del peso del remolque, es posible que necesites ciertos requisitos extras para poder transportar tu moto de manera legal:

  • Remolques de hasta 750 kg: No necesitan contar con una licencia especial ni un seguro adicional. En algunos casos, el seguro del propio coche podría hacerse cargo de los daños que pudiera sufrir el remolque en caso de que fuera necesario.
  • Remolques de más de 750 kg: En estos casos, se deberá contar con un seguro y una matrícula específicos para el remolque.

Es importante prestar atención a la masa máxima autorizada, ya que, para cumplir con la legalidad, el total no podrá exceder los 3.500 kg.

Opción interesante: remolque para tu moto

Además, lo mejor será contar con un remolque adaptado al transporte de motos, puesto que cuentan con una rampa muy útil para que sea más fácil cargar y descargarla. Recomendamos que, si fuera posible elegir el modelo, se escoja uno con una rampa de gran longitud. Tendrá menos pendiente y será más fácil subir la moto al remolque.

También es importante que nos fijemos en el estado de los neumáticos del remolque. Deben estar en perfectas condiciones y adaptados al terreno por el que vayamos a circular. Por norma general, se recomienda que los neumáticos sean de 13 pulgadas para evitar problemas de estabilidad y desgaste. Hay que tener en cuenta que, al igual que en el coche debes llevar una rueda de repuesto, lo ideal es que cuentes con otra rueda para el remolque. Siempre es mejor nos adelantemos a posibles imprevistos.

Lo último, pero no menos importante, será adquirir cinchas o correas especiales para asegurar la moto. En este artículo de Soy Motero podrás consultar cómo asegurar las cinchas a tu moto junto con otros consejos: Artículo Soy Motero

 

Cuáles son las partes de un remolque para motos

Cuáles son las partes de un remolque para motos

Tipos de remolque para motos

Existen dos tipos de remolque para motos: el cerrado y el descubierto.

  • El remolque cerrado protege mejor tu moto y te permite transportar otros accesorios, aunque su desventaja es que suele tener un precio más elevado que los remolques descubiertos.
  • El remolque descubierto es más barato y su tamaño es más reducido, pero ofrece menos protección ante las inclemencias del tiempo o miradas indiscretas.

Recuerda respetar siempre la velocidad establecida para vehículos con remolque. En autopistas y autovías el límite está establecido en los 90 km/h, en carreteras convencionales, la velocidad máxima es de 80 km/h, y en vías urbanas se podrá circular a un máximo de 50 km/h.

 

¿Cómo trasladar tu moto a otra ciudad? Conduce tú mismo

Llevamos todo el artículo ofreciendo diferentes formas de trasladar tu moto de una ciudad a otra. Y por supuesto, también contamos con la opción de conducir nosotros mismos las motos hasta nuestro destino.

Si el viaje es tranquilo y no hay prisa por llegar, podemos incluso recorrer alguna ruta que nos coja de camino y disfrutar del paisaje. Puedes encontrar algunas ideas de rutas en este artículo:  Rutas en moto.

A todos los moteros nos encanta viajar en moto, así que la opción más recomendable es disfrutar tú mismo del viaje, siempre que no haya prisas por llegar. Las prisas nunca son buenas compañeras de viajes.

Motorista en carretera

Te recomendamos que incluyas en tu moto un dispositivo de seguridad, que pueda alertar a los servicios de emergencias en caso de que sufras un accidente o caída, como KOMOBI.

Se trata de un dispositivo muy pequeño (tamaño), que se coloca en el interior de la moto y es capaz de detectar movimientos no autorizados, es decir, intentos de robo e incluso accidentes. La tecnología ha sido desarrollada por una empresa sevillana con años de experiencia en el sector. El servicio de detección de accidentes se denomina e-Call, en inglés Emergency Call (Llamada de emergencia).

Los agentes de KOMOBI trabajan todos los días del año durante las 24 horas del día para velar por la seguridad de sus usuarios tanto en carretera como en ciudad. Si tienes curiosidad sobre cómo actúa un dispositivo como este en caso de accidente, puedes verlo aquí: ¿Qué es el e-Call?

 

 

En conclusión, existen muchas formas de elegir cómo transportar una moto de una ciudad a otra, pero siempre habrá una opción que encaje mejor con tus necesidades y presupuesto. Esperamos que este artículo te haya resultado de ayuda, y recuerda, si tienes alguna duda, ¡pregúntanos en comentarios!

Dejar un comentario